Taimaboffil's Blog

A la mujer, jóvenes y niñ@s, con pretendida óptica revolucionaria.

De la Gran Colombia a UNASUR: De Santander a Uribe


ANTONI~1Autora: Prof. Antonia Muñoz

Por primera vez tengo tantas dudas acerca de cual sería el título más apropiado para las ideas que quiero expresar. Por primera vez quiero colocarle tres título al mismo artículo: DE LA GRAN COLOMBIA A UNASUR/ DE SANTANDER A URIBE/ DE CÓMO LOS INTRIGANTES MALOGRAN LOS PROYECTOS DE INTEGRACIÓN.

Resulta que tengo días “totumeando”(en barloventeño: echándole cabeza a una idea) como expresarle a mis lectores con la mayor claridad posible, la similitud que encuentro entre el sueño de hermandad e integración suramericana, conocido como Gran Colombia ( Venezuela , Colombia y Ecuador ) impulsado por Simón Bolívar y traicionado por Santander, y el sueño de integración de sur y centro América y el caribe, impulsado principalmente por el Presidente Chávez( sin querer quitarle méritos al Comandante Fidel, Evo, Correa y Ortega) y con intentos muy evidentes de saboteo por parte de los Estados Unidos, utilizando a Uribe como instrumento perturbador de las relaciones entre los países hermanos, que, como nuestro Libertador, creen que ” unidos seremos invencibles”.

Para no falsear la historia, debo admitir, aunque me duela en el alma, que al final el tocayo José Antonio Páez, el gran centauro de los llanos, se dejó tentar por el diablo.

La mayoría conoce, aunque sea someramente, de los esfuerzos titánicos que hizo Bolívar para mantener unidos como una gran nación los territorios que ocupaban lo que hoy es Colombia, Venezuela, Ecuador y Panamá. Recuérdese que el istmo de Panamá pertenecía a la Nueva Granada (Colombia).

Sin embargo, desafortunadamente donde quiera que estemos los seres humanos estarán las diferencias individuales y desgraciadamente los conflictos. A lo mejor, no sin razón el refranero popular reza que: “cada cabeza es un mundo y quien lo entiende es un loco”.

Sin embargo, sin ser locos, en esta oportunidad, quiero decir en el tiempo presente, entenderemos y venceremos a los intrigantes de adentro y de afuera. Para vencer debemos identificar al más mínimo enemigo y conocer su estrategia. No hace falta advertir que no hay enemigo pequeño…pero por si acaso alguien lo olvida.

En el proyecto de integración de la Gran Colombia privaron la envidia, los celos, la ambición de poder por el poder mismo, lo cual se traduce en el deseo de unos cuantos de querer ser jefes, algunos de éllos sin tener con qué.

No todos querían reconocer a Bolívar como jefe y si era una sola nación, lo más seguro es que el jefe fuera quien tenía que ser: Bolívar. En procura de la unidad, Bolívar nombró a Santander Vicepresidente y le dio toda su confianza.

Sin embargo, este caballero, junto con su camarilla, le hacía creer a Bolívar que lo reconocía y respetaba como líder, pero por “debajito de cuerda” se dedicó a conspirar contra El Libertador con todas las suciedades que se le ocurren a los mediocres, que por lo general son envidiosos, ambiciosos y resentidos.

Calumniaron a Bolívar a través de “radio bemba” y a través de la prensa escrita usando como punta de lanza a “los mandaderos arrastrados” que nunca faltan. Eliminaron a los más allegados a Bolívar. De esta manera le inventaron a Leonardo Infante un crimen que no cometió, pero por el que fue fusilado.

Con una argucia parecida Santander casi sale de José Antonio Páez, a quien también veía como un rival de peso. Cuando se percataron que no terminaban de destruir a Bolívar a punta de calumnias y de sabotearle la misión que le fuera solicitada para ir a prestar su apoyo a los países del sur (Argentina y Uruguay, principalmente) decidieron eliminarlo.

No lo lograron, pero el traidor fue perdonado por el noble amigo, quizás con la esperanza de que se arrepintiera. ¡pero que va, ” palo que se pela una vez se pela dos veces! Y como quien dice: volvió el perro al vómito y Santander siguió conspirando junto con otros, hasta que lograron la separación de los tres países y frustraron el gran sueño integrador de Simón Bolívar, no sin antes asesinar al Gran Mariscal de Ayacucho y acabar con el gran Simón, sin que pudiera bajar tranquilo al sepulcro, porque para nada cesaron los partidos.

No está de más comentar que Santander como buen traidor que se respete también se encompinchó con los Estados Unidos. Así tenemos que aún cuando los objetivos del Congreso anfictiónico de Panamá estaban claros, y se trataba de que las naciones recién liberadas de España se unieran para fortalecerse y evitar caer de nuevo en otra dominación, Santander en contra de la voluntad de Bolívar invitó a dicho Congreso a un representante de los Estados Unidos. ¿Por qué y para qué? Por vendido y para entregarnos en manos del imperio y complacer la oligarquía colombiana, en cuyos brazos ya se había rendido desde hacía tiempo.

La próxima semana nos referiremos a los tiempos actuales. Por ahora podemos adelantar que las relaciones de Uribe con USA, las 7 bases militares, las descalificaciones contra el presidente Chávez, Correa Y Evo por todas las vías, parecieran no ser meras coincidencias y nos recuerdan demasiado a las guerras sucias de la época de Santander. Ante tal realidad, necesitamos en movimiento un partido de militantes informados, comprometidos, unidos y conscientemente organizados. Así que no tenemos tiempo de proyectos personales o grupales, porque los adversarios no están jugando.

Fuente: Sitio oficial PSUV mailto:contacto@psuv.org.ve

noviembre 6, 2009 - Posted by | HISTORIA, LO CULTURAL/IDEOLOGICO, POLÍTICA | , , , , , , , , , , , , , ,

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: